¿Cómo lo hacemos?

Sabemos que la gestión de la información es clave para el desarrollo profesional de cualquier proyecto de consultoría. Es por ello que todos nuestros trabajos de consultoría son precedidos por un diagnóstico situacional, que comprende el levantamiento de información pertinente que nos permitirá detectar, identificar y reconocer la realidad de la empresa y su entorno.

Para la implementación de mejoras, sea en términos de modificación de conductas o actividades del colaborador, utilizamos una metodología propia en nuestros procesos de capacitación con resultados comprobados, logrando implicarlos en la búsqueda de alternativas que mejoren su desempeño. Nos centramos en ejercicios prácticos que tengan que ver con su actividad específica, originando cambios mediante soluciones aportadas por los mismos colaboradores.

Esta metodología implica la utilización de Planes de Acción, como herramienta de compromiso y de seguimiento del desarrollo de sus competencias. Después de la capacitación y la introducción de modificaciones en sus actividades, se vuelve al trabajo de campo para medir el grado de implementación, pudiendo tambien realizarse capacitación on job (coaching).

El objetivo final de nuestra metodología no es solo pasar información, como formadores.


Nuestra metodología va más allá.


Nuestra metodología pretende modificar conductas.